publicidad

5 de enero de 2014

EL FIN DEL IMPERIO AUSTRO-HUNGARO EN TRES IMAGENES



Las tres fotografías objeto del análisis protagonizan tres momentos del fin del Imperio Austrohúngaro dentro del contexto histórico de la Primera Guerra Mundial.


El Imperio o Monarquía Austrohúngaro surgió tras el “Compromiso Austrohúngaro” (En húngaro Kiegyezes, Ausgleich en alemán) en el año 1867. Desde su coronación como Emperador el 2 de diciembre de 1848, su gobierno se vio sacudido por los distintos nacionalismos que surgieron a lo largo del siglo XIX en su territorio. Tras la guerra Austro-Prusiana en 1866, Francisco trató de salvar su debilitado reino dando a los húngaros su ansiada autonomía. La solución adoptada fue un estado federal dual en el que sería Emperador de Austria y Rey de Hungría, estaría compuesto por dos parlamentos cada uno con su propio primer ministro y ambos se reunirían en el Consejo de Ministros Común.


Esta medida no solucionó el problema del nacionalismo en el seno del Imperio, dado que aun persistían los problemas en los Balcanes. Francisco decidió concentrar su atención en este territorio y será en 1908 cuando se anexiona Bosnia, de conformidad con lo establecido en el Congreso de Berlín de 1878. Esta acción Austro-Húngara azuzó a los nacionalistas serbios en sus movimientos contra Austria, siendo también apoyados por Rusia que abandonó a sus antiguos aliados austriacos. El Reino Unido trato de solucionar el conflicto a través de una Conferencia que contó con la negativa austriaca a acudir. A pesar de estas tensiones en 1908 no estalló el conflicto, hubo que esperar al verano de 1914. En este año la organización serbia “Mano Negra” o “Unificación o Muerte” organizó el asesinato en Sarajevo del heredero al trono austro – húngaro. El 28 de junio de 1914, Gavrilo Princip, miembro de “Joven Serbia” (juventud de la Mano Negra) disparó sobre Francisco Fernando y su esposa Sofía embarazada. Esta acción terrorista dejo sin herederos directos al trono austro – húngaro...



El 23 de julio bajo la sospecha austriaca de participación de agentes del gobierno serbio, le enviaron un ultimátum que debía responder en 48 horas, con amenaza de guerra en caso de incumplimiento. Entre las exigencias se encontraban las siguientes: Eliminación de la “Mano Negra”, participación de policías austro–húngaros en la investigación del asesinato, extradición de los culpables a la Justicia Imperial y abandono de Serbia de toda actuación contra el Imperio. La respuesta del gobierno serbio el 25 de julio fue negativa frente al ultimátum, proponiendo un arbitraje al Tribunal Internacional de la Haya. También llevo a cabo la movilización de sus tropas en tanto que Austria – Hungría respondió con la misma medida.  El resultado final fue que el 28 de julio Austria – Hungría declaró la guerra a Serbia.


Centrándonos en el análisis de la primera de las imágenes: En ella se muestra la portada del “Wiener Arbeiterzeitung” (periódico de los trabajadores),  que constituía el periódico oficial del partido socialdemócrata alemán en Austria. Este partido fue fundado en la localidad de Hanfeld, en el Congreso celebrado entre el 30 de diciembre de 1888 y el 1 de enero de 1889 con el nombre de Partido Socialdemócrata Obrero, SDAP, “Sozialdemokratiche Arbeiterpartei”. Poco tiempo después de su creación fundaron el “Arbeiter Zeitung” “Periódico de los trabajadores” bajo la dirección de Víctor Adler.


El periódico constituyó el elemento de comunicación oficial del SDAP, lo que es sumamente útil para analizar la postura oficial del partido ante la guerra. Si bien los socialdemócratas pertenecían a la II Internacional Socialista, que consideraba que el conflicto entre Serbia y Austria–Hungría era un conflicto burgués en el que los obreros no debían participar, la línea editorial seguida fue contraria a esta opinión.


En esa época el director del periódico era Friedrich Austerlitz, defensor en sus artículos de la participación austriaca en la guerra. Por su parte Leon Trotsky, en su obra “La Guerra y la Internacional” de 1914 critica la postura anti internacionalista del SDAP, citando un artículo del “Wiener Arbeiterzeitung” del 5 de agosto donde se exponía que “Es principalmente una guerra contra el espíritu germánico”, añadiendo además otra parte de la publicación “(…) El pueblo alemán está unido en una férrea e inflexible determinación para no dejarse subyugar y ni la muerte ni el demonio conseguirán hacerles ceder”. Este conjunto de aseveraciones hechas en el periódico muestran el apoyo decidido del partido a la guerra frente al criterio internacionalista que defendía Trotsky y Rose Luxemburgo en Alemania.


Además a lo largo de la guerra, el diario y el partido comenzaron a apoyar de forma más intensa una unión real entre los dos pueblos germanos. Del mismo modo numerosos pensadores socialistas, entre ellos, Heinrich Laufenberg y Fritz Wolffheim defendían una visión nacional del movimiento obrero, el llamado nacionalbolcheviquismmo; una unión entre socialismo y nacionalismo que posteriormente daría lugar al nacionalsocialismo durante los años 20. Por su parte el SPD alemán también apoyo la guerra contra Rusia y Serbia; los zares eran los enemigos del socialismo como había dicho August Bebel “Si es contra Rusia yo mismo alzare la pistola pues es el enemigo de la cultura y los oprimidos”. En el Reichtag berlinés votaron la llamada “Paz ciudadana”, que constituía el compromiso de apoyar a la patria sin huelgas ni disturbios; siendo ésta la misma línea que defendieron los socialistas austriacos.


Durante el transcurso de la guerra, el 21 de noviembre de 1916 murió el anciano emperador Francisco José I. Con la muerte de su legítimo heredero en el atentado de Sarajevo, el siguiente en la línea sucesora era su sobrino Karl Franz Josef, hijo del archiduque Otto, hermano del rey. Fue rápidamente coronado el 29 de diciembre de 1916, como Emperador Carlos I de Austria y Rey Carlos IV de Hungría, a fin de evitar un vacío de poder en plena guerra.


Pasando ahora a analizar la segunda de las imágenes: En ella está el emperador Carlos I en la típica foto de estudio fotográfico, posiblemente con motivos de propaganda política. Fue realizada por el fotógrafo berlinés Herman Noack.


El emperador aparece vestido con el uniforme del Ejército Imperial y Real, el K.U.K. En el “compromiso” de 1867 se había establecido que este ejército tendría preferencia sobre el de los dos territorios, el austriaco llamado “Lanwehz” y el “Honvédseg” húngaro. Se reconoce que es este uniforme gracias al emblema situado en el cuello con el empleo de Mariscal de Campo debido a la hoja de roble propio de la uniformología germánica. Además viste el color gris claro de campaña establecido en 1909 frente al azul oscuro tradicional. Pese a esta imagen marcial, Carlos fue una persona religiosa que deseaba la paz y desde su llegada trato de conseguirla, con ese fin nombró a Czermin como ministro de exteriores, conocido por su disposición a la paz.


El emperador contactó con los aliados a través de su cuñado, el príncipe Sixto de Borbón–Parma que estaba enrolado en el ejército belga, si bien el intento fracasó. Posteriormente lo intentó en Ginebra, de nuevo sin éxito. Su actuación a favor de la paz y su piadosa vida le hicieron merecedor de la beatificación en el año 2004. Debe también destacarse su política social con la creación del primer ministerio de asuntos sociales, y además llevo a cabo una rebaja del coste de la corte lo que le hizo ser llamado en el “Arbeiter Zeitung” como el “Emperador del Pueblo”.





Respecto a la tercera de las imágenes: En ella se muestra el final del Imperio y la proclamación de la República de Austria-Alemania.


Tras la derrota contra Italia en la Batalla de Vittorio Véneto, del 2 de octubre al 2 de noviembre de 1918, en la que sólo lucharon soldados austriacos debido a la deserción de los miembros de otras nacionalidades. El 31 de octubre el Reino de Hungría se separa de Austria rompiéndose el Imperio Austrohúngaro.


El 11 de noviembre renuncia a la jefatura del estado austriaco pero no a sus derechos dinásticos.


El 12 de noviembre la asamblea provincial proclama la “República de Austria– Alemania”, “Republik Deutschösterreich”, conocida en su época como la Alemania Oriental. Su extensión era mayor que la actual Austria al incorporal el Tirol Sur, el Tarvisio italiano, Estiria, el sur de Carintia de Eslovenia, Bohemia y los sudetes checos.


Esta imagen recoge una vista del Parlamento Austriaco, “Osterreichisches Parlament” en el momento de la proclamación. La imagen cenital muestra la Avenida Ringstrasse y a su izquierda el parlamento, lo que lleva a concluir que la instantánea fue tomada desde el edificio “Palais Epstein”.


Respecto al edificio del parlamento fue construido durante el gobierno de Van Hansen (1874-1883) en un estilo neoclásico griego, con el objetivo de ser durante el Imperio Austrohúngaro la sede del Reichsrat de Cisleitana, la parte austriaca del estado dual.


La instantánea forma parte de los archivos del periódico socialdemócrata “Arbeiter Zeitung”, como lo muestra el código de referencia VGA/AZ – Sacherdiv. Este hecho nos lleva a conectar con la primera de las fotografías ya que la República fue controlada por el SDAP dado que Karl Renner fue designado Canciller y Karl Seitz Presidente de Austria. Desde el momento de toma de posesión comenzaron las negociaciones con Alemania para la unificación de los dos estados; postura ésta que ha sido objeto de explicación anterior en el apoyo a la guerra por parte de los socialdemócratas tanto alemán como austriacos.


Si bien este objetivo fue imposible conseguirlo por la negativa de las potencias ganadoras que en el Tratado de “Saint Germain”, el 10 de septiembre de 1919, entre otras cláusulas, se estableció la prohibición de la unión con Alemania salvo que se contara con la aprobación de la Sociedad de Naciones. También en el Tratado de Versalles se prohibió a Alemania esta unión. El resultado de este fracaso de unificación dio lugar a la I República Austriaca en 1920, gobernada por el Partido Social Cristiano.

Bibliografía:

-          ALTED,A. y SANCHEZ BELÉN, J.A. (2011), Métodos y técnicas de investigación en Historia Moderna e Historia Contemporánea, Editorial Universitaria Ramón Areces, Madrid.

-          BELLER, S, (2009), Historia de Austria, Akal, Madrid

-          BROOK – SHEPHERD, G., (1996), The Austrians. A thousand – year Odissey,  Carroll and Graf Publisher, New York

-          KINDER, H., HILGEMANN, W. (2007), Atlas Histórico Mundial. De los orígenes a nuestros días, Akal, Madrid.

-          TORRE, J.L de la (coord.) (2010) ,Historia Contemporánea (1914-1989),UNED, Madrid.

-          www.demokratiezentrum.org

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

DERECHOS DE AUTOR