publicidad

6 de marzo de 2012

INFANTERIA DE MARINA ESPAÑOLA


Conquista de las Islas Terceras

A largo de la historia se han utilizado tropas de infantería embarcadas, para dar mayor defensa a las embarcaciones pero sobre todo para obtener mayor profundidad en las operaciones anfibias. Como ya hemos visto en el blog, los griegos de la época clásica crearon unas unidades de infantería especializada en el combate en el mar los Epibatai. También en Roma se trato de crear una unidad permanente en tiempos del emperador Nerón,  la Legio I Classis (significa “flota”).
Debido a las películas de Hollywood, todo el mundo asocia esta unidad con los Marines americanos pero mucho antes de ser creados por el estadounidense Samuel Nicholas, ya existía un cuerpo permanente de infantería de marina con un origen más cercano.
 En el año 1537, el emperador Carlos V crea las Compañías Viejas del Mar de Nápoles o arcabuceros de galera, asignadas a las Escuadras de Galeras del Mediterráneo. La idea del Emperador Carlos trataba de establecer una fuerza de combate capaz de moverse en los abordajes y en la defensa de las propias galeras con la misma habilidad que en tierra. En principio eran 125 hombres en cada galera española con el objetivo de frenar la influencia del Imperio Otomano en el Mediterráneo que, año tras año, asediaba las poblaciones costeras españolas y las rutas marítimas...
Pero será posteriormente su hijo Felipe II quien les otorga el concepto actual de Fuerza de Desembarco. Es decir la proyección del poder naval en  la costa por medio de fuerzas embarcadas capaces de asaltarla sin menoscabo de la capacidad de combate. Debido a la cada vez más intensa influencia y despliegue militar y naval de los turcos en el Mare Nostrum. Así, el 27 de febrero de 1566, casi treinta años después de la orden de Carlos I, su Majestad Católica Felipe II crea el «Tercio de la Armada del Mar Océano».
Para comprender la decisión de Felipe II es necesario analizar el contexto histórico. En 1565 la principal amenaza era la expansión del Imperio otomano que sufría Europa, que ya que había cruzado el estrecho del Bósforo y los musulmanes habían conquistado Grecia, Balcanes, Rumanía, Bulgaria y parte de Austria. Un año después los turcos intentaron el asalto de la isla de Malta, que fue salvada in extremis por las fuerzas cristianas tras un asedio de cuatro meses.
Cinco años más tarde este nuevo tercio se va a mostrar decisivo en la batalla naval más importante de la época, la batalla de Lepanto en 1571, donde sus tropas constituyeron una cuarta parte del contingente cristiano. Siendo sus hombres quienes tomasen La Sultana, la capitana de la flota turca. Entre los infantes de marina destaco Miguel de Cervantes Saavedra.
En 1573 intervino en la Expedición de Túnez. El mismo tercio en 1583 participo en  la conquista de la Isla Tercera en el Archipiélago de las Azores, por la armada de don Álvaro de Bazán y la infantería bajo las órdenes del maestre de campo D. Lope de Figueroa. Siendo la primera acción anfibia donde se uso  unas lanchas de fondo plano, construidas ex profeso, que fueron las primeras embarcaciones dotadas de rampa abatible, cuya doble misión era proteger a los infantes, así como facilitar el desembarco. Destacó como infante español, el escritor Lope de Vega.
Hacia 1704, los Tercios se convierten en los Regimientos de Bajeles, Armada, Mar de Nápoles, y de Marina de Sicilia, parte de los cuales pasa al Ejército de Tierra y el resto sigue en la Armada, constituyendo el Cuerpo de Batallones de Marina.

"Infanteria de marina española" por Francisco Garcia Campa - Bellumartis Blog de Historia militar

Bibliografia: http://www.revistanaval.com/
                   wikipedia
                   Diario La Razon

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

DERECHOS DE AUTOR